Noticias

Campaña europea contra la morosidad: luchemos contra la morosidad

09-04-2013 Cooperativas Agro-alimentarias

Cada año, miles de pequeñas y medianas empresas (PYME) de toda Europa se ven abocadas a la quiebra mientras esperan cobrar sus facturas. Es hora de acabar con esta nociva cultura de la morosidad en Europa.

Muchos de los casos de insolvencia que se producen en Europa vienen provocados por la demora en los pagos, especialmente a las pymes. Esa insolvencia tiene como consecuencia la destrucción de puestos de trabajo y supone una tragedia personal para los empresarios implicados.

Para las pymes suele ser difícil defender su derecho a reclamar un pago. La morosidad puede acarrear una pérdida de tiempo y un coste económico elevado. Además, una disputa puede estropear las relaciones con los clientes. El proceso de reclamación de pagos necesita simplificarse y el cobro puntual debe convertirse en la norma.

La ‘Directiva de lucha contra la morosidad’ (Directiva 2011/7/UE por la que se establecen medidas de lucha contra la morosidad en las operaciones comerciales) es la herramienta de la UE para combatir la demora en los pagos. Esta directiva forma parte de la Ley de la Pequeña Empresa (Small Business Act), que es un conjunto de medidas de amplio alcance diseñadas para facilitar la vida a las pequeñas y medianas empresas.

La directiva proporciona un marco legal para la persecución de los deudores. La Campaña informativa sobre morosidad proporciona información acerca de la nueva directiva y pretende ser un foro donde compartir buenas prácticas con el objetivo final de que las pymes puedan cobrar puntualmente.

Las reglas son simples: En caso de no abonar los bienes y servicios de manera puntual (30 días para los poderes públicos y 60 días para las empresas), los deudores
estarán obligados a pagar intereses y a rembolsar todos los costes adicionales de sus acreedores.

Descargar Informe