Noticias

El Copa-Cogeca advierte de que la revisión de la política europea de calidad del aire afectará gravemente al sector ganadero

19-12-2013 Cooperativas Agro-alimentarias

El Copa-Cogeca advierte de que las propuestas publicadas hoy por la Comisión Europea como parte de la revisión de la política europea de calidad del aire, que tienen por finalidad recortar las emisiones de amoniaco hasta en un 27%, suponen un duro revés para el sector agrícola de la UE, muy tocado ya por el elevado coste de los insumos.

El secretario general del Copa-Cogeca, Pekka Pesonen, ha declarado: "Estoy satisfecho de que la Comisión Europea haya modificado ligeramente sus objetivos previos, poco realistas, recogidos en la Directiva relativa a los techos nacionales de emisiones (TNE). Aún así, estas propuestas afectarán gravemente al sector ganadero; en un momento en el que las rentas agrarias de la UE ya han caído en un 1,3% este año y los agricultores deben hace frente a muchos desafíos".

El Copa-Cogeca cree firmemente que la Comisión Europea debería reconocer las reducciones y las inversiones ya realizadas por el sector agrícola. En Alemania, por ejemplo, las emisiones de amoniaco ya se han reducido un 20% entre 1990 y 2011, 30% en Dinamarca, 44% en Bélgica, 67% en los Países Bajos, 58% en Estonia y 22% en Reino Unido, tal y como se recoge en el informe de situación de la Directiva TNE de 2012. Estas inversiones representan un buen avance, con un coste nada desdeñable para el sector agrícola. Los logros en materia de reducción conseguidos antes de 2005 también deben reconocerse. Todo objetivo de reducción debe reposar en una base anual de referencia flexible, entre 1990 y 2005".

A continuación, ha añadido: “También debemos reconocer las importantes sinergias entre la política del aire y otras políticas tales como el cambio climático. Las medidas encaminadas a reducir las emisiones de los gases de efecto invernadero y las emisiones de contaminantes atmosféricos procedentes de la agricultura podrían conllevar una disminución de la producción de la UE, con la consiguiente amenaza para la seguridad del suministro alimentario, cuando se espera que la demanda mundial de alimentos aumente un 60% de aquí a 2050. Este aspecto ha de tenerse muy en cuenta. Además, nos oponemos a la inclusión del metano en la Directiva TNE".

Finalmente, no estamos de acuerdo con la Comisión cuando opina que muchas de las medidas para acabar con las emisiones de amoniaco procedentes de la agricultura "son rentables incluso en explotaciones bastante pequeñas". Dichas medidas conllevarían fuertes inversiones que las pequeñas y medianas explotaciones no pueden asumir y acelerarían el cambio estructural del sector agrícola. Otro tema fundamental son los objetivos intermedios para la reducción de las emisiones de amoniaco de cara a 2025, puesto que consideramos que son inalcanzables, debido a unos plazos en absoluto realistas".

Por lo tanto, el Copa-Cogeca insta a los Ministros de la UE y a los eurodiputados a que revisen las propuestas para que el sector agrícola pueda gozar de un futuro viable.

Archivo Documental