Noticias

La cooperativa Tierra de Calatrava de Miguelturra obtiene el Premio Baco de Oro en tinto

02-07-2007 Cooperativas Agro-alimentarias C-LM

Se trata del primer concurso al que se presenta Tierra de Calatrava, después de tres años de elaboración de sus vinos Aquilice.

La cooperativa Tierra de Calatrava de Miguelturra (Ciudad Real) ha obtenido el prestigioso premio Baco de Oro en la categoría de vinos tintos con Aquilice Petit Verdot, de la D.O. Tierra de Castilla. Este galardón lo otorga la Unión Española de Catadores (U.E.C.) y su prestigio radica en que, además de estar reconocido por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, está abierto a todos aquellos vinos de la geografía vitivinícola española de la añada presente, en este caso la de 2006, y en esta edición ha contado con la participación de 565 muestras.

El presidente de la bodega de Tierra de Calatrava, Ofelio López Madrid, afirma que ha sido todo un orgullo obtener este galardón, más teniendo en cuenta que la cooperativa lleva tan sólo tres años elaborando vinos, bajo la
marca Aquilice, que son ya un referente de prestigio y calidad.

Aquilice Petit Verdot
El vino premiado con el Baco de Oro al mejor tinto es, tal y como lo han definido los catadores del concurso que han ejercido de jurado, un vino joven, granate picota muy intenso y brillante; su aroma es de buena intensidad, con sensaciones de fruta roja y negra, en un punto idóneo de madurez, con un fondo que denota complejidad, en el que aparecen incluso algunos recuerdos de tinta china. En boca se percibe una buena estructura, una acidez muy equilibrada, intensidad y buena expresión frutal y un final de persistencia notable.

Cooperativa Tierra de Calatrava
La cooperativa Tierra de Calatrava de Miguelturra, antes llamada Sociedad
Cooperativa Agrícola y Ganadera de Miguelturra, nació en 1960 como almazara. Pero a comienzos de los años 80 sufrió una reestructuración y abandonó su dedicación original para centrarse en el ámbito cerealista y de suministros.

Tierra de Calatrava comenzó a elaborar vino en el año 2004, y, en colaboración con la bodega experimental que posee el Sepecam, se elaboraron por un lado las variedades más novedosas de la zona como: syrah y petit verdot y, por otro, con las ya conocidas cencibel y macabeo; todas ellas en pequeñas cantidades para conocer su comportamiento enológico. El resultado han sido unos excelentes caldos, muestra de ellos es el galardón recientemente obtenido.


Archivo Documental