Noticias

Una primavera lluviosa y altas temperaturas disparan los siniestros de mildiu en uva de vino

14-07-2011 Agroseguro

Un campaña más, el sector vitivinícola de Castilla-La Mancha y Extremadura vuelven a sufrir los devastadores efectos del Mildiu o Plasmora Vitícola, consecuencia de las condiciones meteorológicas registradas desde el mes de abril, con alta pluviometría y cálidas temperaturas, y que han coincidido con la fase en la que el cultivo se encuentra más sensible, la floración, llevando al cultivo a su desecación y pérdida definitiva.

En estos momentos se puede afirmar que la repercusión de esta enfermedad fúngica en la cosecha 2011 es similar a la registrada en 2004 en La Mancha, año en el que el seguro no cubría este riesgo. La superficie asegurada afectada hasta la fecha ronda las 12.750 hectáreas distribuidas entre Ciudad Real, Badajoz, Cuenca, Toledo y Albacete, con unos daños en la producción asegurada que se sitúan entre el 35% y 50%, pero que Agroseguro estima podría alcanzar las 22.000 has. que supondrían unas indemnizaciones superiores a los 10 millones de euros.

Por tratarse de una enfermedad evolutiva es conveniente que los asegurados que detecten los síntomas (manchas de aceite en el haz de las hojas y pelusilla blanca en el envés, curvatura en forma de S en los racimos, oscurecimiento del raquis, hasta llegar a la desecación del fruto) cursen el correspondiente parte de siniestro, lo antes posible, para poder planificar y garantizar un mejor servicio en los trabajos de peritación.

Desde que esta enfermedad se encuentra cubierta por el Seguro Agrario en 2005 se han sucedido importantes siniestros. En 2007 se vieron afectadas más de 18.500 has. que generaron unas indemnizaciones superiores a los 4 millones de euros. Un año después, Ciudad Real acaparó el 94% del total de la superficie afectada por Mildiu (6.200 Has.). En esta ocasión, las indemnizaciones alcanzaron 1,5 millones de euros y un año después, en 2008, una situación similar dio lugar a indemnizaciones superiores a 3,1 millones de euros.

Años como 2011, con primaveras lluviosas y temperaturas cálidas, son potencialmente más peligrosos para que se produzcan ataques de mildiu cuyos efectos son particularmente perjudiciales en este cultivo pero que, gracias a la solvencia que ofrece Agroseguro, convierten al seguro agrario en el mecanismo más idóneo para cubrir las pérdidas que genera.



Contacta con nosotros