Reportajes

Cooperativas Agro-alimentarias pide una PAC que fomente la concentración de la oferta y defienda a los productores en el mercado

03-03-2017 Cooperativas Agro-alimentarias



Es la segunda ocasión en la que en esta nueva legislatura Isabel García Tejerina se reunió con Cooperativas Agro-alimentarias de España. En este caso, la reunión se extendió a todos los miembros del Consejo Rector de Cooperativas Agro-alimentarias de España, con el fin de acercar a los máximos responsables del Ministerio los retos y necesidades de las diferentes producciones y zonas productoras.

La Ley de Integración marcó gran parte del debate, como recordó Ángel Villafranca el objetivo estratégico de la Organización es fomentar la integración cooperativa de la forma más eficiente posible. Villafranca señaló que hasta el momento se habían reconocido 5 Entidades Asociativas Prioritarias (actualmente 6), que agrupan a 244 cooperativas, más de 117.000 agricultores y que facturan más de 1.771 millones de euros.

El presidente de Cooperativas Agro-alimentarias de España señaló que la experiencia de estos dos años con EAPs ya reconocidas, las iniciativas en materia de integración cooperativa de varias Comunidades Autónomas y el sentir que recogemos de nuestras relaciones con las principales cooperativas españolas, nos lleva a solicitar ahora la flexibilización de los criterios de reconocimiento para permitir un mayor grado de integración de cooperativas, que pese a tener dimensión y relevancia no alcanzan los requisitos establecidos para ser reconocidas como EAPs. “Especialmente las sectoriales -matizó el presidente de Cooperativas Agro-alimentarias de España- donde se observan importantes oportunidades de aprovechamiento de sinergias, economías de escala, contribución al ordenamiento y vertebración de la oferta, y corrección de los inconvenientes que provocan la excesiva atomización del cooperativismo agroalimentario”.

En concreto, Cooperativas Agro-alimentarias de España ha propuesto al Ministerio la consideración de los acuerdos intercooperativos estables como fórmulas de integración; la revisión de las cifras de volúmenes mínimos de facturación para adaptarlas a la realidad actual; la creación de nuevas categorías de productos o agrupaciones de productos; la flexibilización del criterio supraautonómico; la obligación de comercialización conjunta, según se establezca en los estatutos o se acuerde por los órganos competentes de la cooperativa; y la incorporación del requisito que evidencia la tendencia integradora. Asimismo, se apeló al Ministerio sobre la necesidad de impulsar medidas de discriminación positiva para la integración en el ámbito autonómico.

Reforma de la Política Agraria Común
En cuanto a la reforma de la PAC, desde Cooperativas Agro-alimentarias de España se apoya una PAC sólida y adaptada a los retos del mercado, que fomente la concentración de la oferta en cooperativas u organizaciones de productores, (OPs) de carácter empresarial para reequilibrar la cadena agroalimentaria y trasladar un mayor porcentaje del valor añadido a los productores. Tal y como destacó Ángel Villafranca, ”la nueva PAC debe continuar apoyando las inversiones que mejoren la competitividad, diseñar unos instrumentos de gestión de mercados públicos y privados para prevenir la volatilidad, y adaptar la interpretación de las normas de competencia a la realidad del sector agroalimentario”.

Para Cooperativas Agro-alimentarias de España, las ayudas de la PAC deben destinarse a aquellos que generan una actividad real en el ámbito agrario. La orientación de las ayudas comunitarias destinadas al sector de las frutas y hortalizas (ayudas a los Programas Operativos de las OPFH) cofinanciadas, finalistas, orientadas a mejorar la posición del agricultor en la cadena y destinadas “al que hace” y no “al que es”, debería ser un ejemplo exportable a otros sectores.

Desde Cooperativas Agro-alimentarias de España defendemos el mantenimiento del presupuesto de la PAC. Somos conscientes de que en la futura PAC Reino Unido ya no formará parte de la Unión Europea, hasta el momento presente uno de los contribuyentes netos del presupuesto de la UE, pero es cierto que disfrutaba de una serie de compensaciones económicas que una vez consumado el Brexit, ya no habrá que atender. Por ello es necesario y razonable defender un montante presupuestario ajustado, pero que puede y debe mantener el nivel actual.

Tal y como señaló Villafranca, la nueva PAC debe reforzar los actuales mecanismos de regulación y gestión de los mercados. Complementariamente, se debe avanzar en el autocontrol y coordinación del sector, a través de Organizaciones de Productores e Interprofesionales, con suficiente seguridad jurídica para los operadores, para lo cual se necesita adaptar el derecho de la competencia al sector agroalimentario.

Ángel Villafranca trasladó a la Ministra la necesidad de reflexionar sobre la figura de las OPs. Cooperativas Agro-alimentarias de España defiende unas OPs que permitan vertebrar el sector, concentrar efectivamente la oferta, comercializar los productos reforzando la posición de los productores en la cadena alimentaria, captar el mayor valor añadido posible, y a la vez, ayudar a mejorar la eficiencia productiva de los agricultores y ganaderos asociados. Como medida de fomento de la concentración de la oferta, Cooperativas Agro-alimentarias de España propone la creación de un pago asociado específico.

También durante la reunión se expusieron algunas cuestiones sectoriales a considerar en la futura PAC como el mantenimiento del régimen de Frutas y Hortalizas y los programas de apoyo al Vino, así como la apuesta por OP en el sector lácteo con un carácter más empresarial, entre otros temas.

Villafranca recordó durante la reunión que el 30% de la facturación de las cooperativas procede de las exportaciones, por ello es necesario que la UE actúe como una entidad única a la hora de abrir nuevos mercados. Asimismo, solicitó a la Ministra que defienda en la UE la protección sanitaria ante posibles invasiones o infecciones causadas por los productos importados y que se cumpla en todos los casos la normativa comunitaria. “No se trata de un planteamiento proteccionista, añadió, sino de un peligro real, tal y como ha ocurrido con la Xylella Fastidiosa en Italia, y más reciente en las Islas Baleares, y cuyo riesgo de extensión no ha desaparecido y supondría un autentico desastre productivo y comercial para nuestro sector”.

La gestión del riesgo debe ser un objetivo prioritario
Otro de los temas planteados fueron los seguros agrarios. Para Cooperativas Agro-alimentarias de España la política de gestión del riesgo debe constituir un objetivo estratégico prioritario dentro del marco presupuestario a todos los niveles, regional y estatal. Por ello, Cooperativas Agro-alimentarias de España ha solicitado un incremento adecuado de esta partida dado que los beneficios y ahorros que genera justifican ampliamente la inversión pública.

Los representantes del Consejo Rector señalaron que las medidas de inversión en innovación serán fundamentales para la adaptación y modernización del sector, y las cooperativas agroalimentarias son empresas que pueden asegurar por su naturaleza la aplicación de las innovaciones en toda la cadena, desde la producción hasta la comercialización, generando una transferencia del conocimiento eficiente en todas las áreas. La innovación y adaptación del sector serviría, además, para atraer talento y jóvenes productores al sector.

Incentivar a los jóvenes e impulsar el papel de la mujer
Para Cooperativas Agro-alimentarias de España es fundamental hacer un esfuerzo e incentivar la incorporación de jóvenes, así como impulsar un papel mayor de la mujer en la producción y gestión en nuestras empresas. Es posible realizar esfuerzos en la incorporación de jóvenes a través de adaptación de la normativa, exenciones fiscales, una menor burocracia y, sobre todo, que estos incentivos o impulsos no se pierdan cuando los jóvenes se integren en entidades colectivas como las cooperativas de explotación comunitaria de la tierra, que hemos solicitado modificar en el marco de la simplificación de la PAC (Reglamento Omnibus).

Al término de la reunión, Ángel Villafranca entregó un completo dossier a la Ministra que recoge la postura de Cooperativas Agro-alimentarias de España en diversos temas como la cadena alimentaria, el agua, el papel del cooperativismo en el futuro del mundo rural o las tarifas eléctricas.

Cooperativas Agro-alimentarias de España ha solicitado que se aumente la capacidad de actuación de la AICA con el fin de terminar con los comportamientos abusivos en la cadena y que en esta legislatura se avance en el concepto de venta a pérdidas y en la línea de poder hacer públicas las sanciones firmes por incumplimientos de la Ley. Con respecto al agua es necesario lograr un gran pacto nacional del agua, para alcanzar un uso más eficaz, solidario e integrado y atender a las demandas de las cuencas deficitarias y cumplir los compromisos políticos y jurídicos con la UE, dotando al sistema de estabilidad económica-financiera.

Respecto a las tarifas eléctricas, se trasladó a la Ministra que con la derogación del RD 1578/2008, se han endurecido los contratos provocando que las cooperativas estén perdiendo alrededor de dos millones de euros anuales, sin contar con el coste de las inversiones realizadas, según el estudio de impacto realizado por Cooperativas Agro-alimentarias de España en septiembre de 2016. El documento también recoge las principales propuestas sectoriales de Cooperativas Agro-alimentarias de España.