Reportajes

Las mujeres cooperativistas reivindican en Valladolid apoyos específicos y animan a perder el miedo

27-10-2021 Cooperativas Agro-alimentarias

Durante la jornada se destacó el papel de la mujer para frenar la despoblación del medio rural, la necesidad de medidas específicas para conseguir una mayor inclusión social en el medio rural a todos los niveles y la importancia de seguir incrementando el porcentaje de mujeres socias en los Consejos Rectores de las Cooperativas, para conseguir unas empresas más sostenibles y competitivas.

La Asociación de Mujeres de Cooperativas Agro-alimentarias de España, AMCAE, con la colaboración de URCACYL, celebró el 26 de octubre en Valladolid, en el salón de actos de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural de la Junta de Castilla y León, su jornada anual nacional bajo el lema "Mujeres de cooperativas: agentes de cambio para la sostenibilidad de lo rural", que reunió a medio centenar de mujeres cooperativistas de diversas regiones. El encuentro contó con el patrocinio de Santander Agro, de Banco Santander, y el apoyo del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA), que colabora con AMCAE en un programa de jornadas que se está celebrando a nivel regional en diversas zonas, especialmente dirigido a las socias de cooperativas.

La celebración de esta jornada nacional continúa con el objetivo esencial que persigue AMCAE: incrementar el número de mujeres en los Consejos Rectores y órganos directivos de las cooperativas, a través de ofrecer información y formación relevante para ellas y presentar diversas perspectivas y ejemplos de buenas prácticas que sirvan de revulsivo para posicionar a las mujeres socias en los puestos de representatividad y gobernanza de sus empresas.

Con este fin, la primera parte de la jornada se centró en poner en conocimiento de las mujeres, las líneas de apoyo que se están desarrollando tanto desde la Administración regional como nacional, para fomentar la igualdad de género en el medio rural y, concretamente, en el sector agroalimentario. La segunda parte se dedicó más al análisis común, al debate y al planteamiento de problemas y retos que afectan a todo el colectivo de mujeres cooperativistas, así como a mostrar también experiencias concretas de mujeres de AMCAE que forman parte de los Consejos Rectores de sus cooperativas y también de las Federaciones de Cooperativas de Baleares, Castilla-La Mancha y Jaén (de la federación de Andalucía).

Las mujeres pidieron a las distintas Administraciones presentes en la jornada -con representantes del MAPA, de la Junta de Castilla y León y del Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico- medidas específicas para ellas, teniendo en cuenta las distintas realidades y circunstancias, y continuar con los apoyos a la formación, entre otras líneas. La Ley de Titularidad Compartida fue otro de los puntos que generó más debate entre las asistentes, que consideran que sería necesario dar otro impulso para su desarrollo con la implementación de medidas paralelas como beneficios fiscales o bonificaciones en la Seguridad Social.

No obstante, es muy importante, según quedó constancia a lo largo de toda la jornada, que las mujeres pierdan el miedo a dar un paso adelante, que dejen atrás inseguridades y se atrevan a participar en sus cooperativas y ser capaces de liderar, ya que solo conseguiremos unas cooperativas realmente democráticas y eficientes cuando se logre romper este muro de cristal que reflejan los datos.


Actualmente en Castilla y León solo un 7% de socias ocupa cargos de responsabilidad, a pesar de que suponen el 19% de la base social y el 32% del empleo de las cooperativas. A nivel nacional, de las 904.000 personas que se dedican a la actividad agraria, el 28% son mujeres, y concretamente en el sector cooperativo, las mujeres suponen el 27% de las personas asociadas, aunque solo el 8% forma parte de algún Consejo Rector y apenas el 5% ocupan la presidencia de una cooperativa.

Inauguración
La inauguración del evento contó con la intervención de la presidenta de AMCAE, Jerónima Bonafé Ramis, acompañada de Jerónimo Lozano González, director de URCACYL, Javier Martín Clavo, director territorial de Banco Santander, Indalecio Escudero Parrilla, director de Competitividad de la Industria Agroalimentaria y de la Empresa Agraria de la Consejería de Agricultura de la Junta de Castilla y León, e Isabel Bombal Díaz, directora general de Desarrollo Rural, Innovación y Formación del MAPA.

Jerónimo Lozano resaltó la importancia de trabajar por la Igualdad en nuestras cooperativas, para conseguir una mayor sostenibilidad y evitar el abandono del medio rural. "Hay que avanzar en una cultura donde la mujer esté integrada", dijo. Destacó que el Plan Estratégico del Cooperativismo de Castilla y León, que han desarrollado junto con la Consejería de Agricultura, persigue incorporar a más mujeres en los Consejos Rectores. Además, URCACYL va a firmar un Protocolo de Igualdad con la Dirección de la Mujer de la Consejería de Familia, que se trasladará también a las cooperativas asociadas de la region.

En la misma línea insistió la presidenta de AMCAE, Jerónima Bonafé, que destacó que "seguiremos trabajando con un objetivo claro, el de más mujeres en los Consejos Rectores". Agradeció también poder realizar la jornada de forma presencial en Valladolid, ya que tras tantos meses de restricciones, este tipo de jornadas suponen un punto de encuentro muy importante para las mujeres, para compartir experiencias, analizar los avances y los retos y establecer líneas comunes de actuación.




A continuación, Javier Martín, de Banco Santander, destacó la apuesta de la entidad por el sector agroalimentario, de gran importancia tanto en el PIB nacional como por su valor social en el territorio, "por lo que esta jornada reúne muchos de nuestros valores". Presentó también el proyecto "Mujeres con S", donde se dan a conocer casos de mujeres que pueden servir de referencia.

Objetivo: 3.500 jóvenes incorporados al sector agrario
Por su parte, Indalecio Escudero, de la Consejería de Agricultura, resaltó también la importancia del sector agroalimentario en el ámbito rural y dentro de él, "el papel de las cooperativas es crucial para la cohesión del territorio y de la población, aunque deben afrontar el reto de incorporar a más mujeres y a jóvenes". Señaló que el objetivo del gobierno regional es la incorporación de 3.500 jóvenes al sector este año, un plan ambicioso donde concederán 5.000 euros a cada joven que se incorpore al sector y, dentro del Plan Estratégico del Cooperativismo, se ha establecido una ayuda del 50% del capital social que necesiten los jóvenes para formar parte de una cooperativa.

La inauguración concluyó con la participación de Isabel Bombal, directora de Desarrollo Rural del MAPA, que agradeció la labor de AMCAE, "asociaciones como esta son muy necesarias para el diálogo con el fin de invertir la situación de despoblación, envejecimiento y masculinización del medio rural, donde viven 6 millones de mujeres". "Es necesario trabajar en políticas en favor de las mujeres y de una mayor participación en los Consejos Rectores de las cooperativas", dijo. En este sentido, aclaró que por primera vez, la PAC va a tener en cuenta la perspectiva de género tanto en las ayudas directas como en las ayudas al Desarrollo Rural, "habrá más ayudas para las mujeres", apuntó.

Además, destacó que el MAPA acaba de publicar en octubre una línea de ayudas para la segunda titularidad de las explotaciones, que beneficiará a 882 explotaciones en España.

Tras finalizar la inauguración, intervinieron María González Corral, directora de Desarrollo Rural de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural de Castilla y León, e Isabel Gimeno Pérez, jefa del Área Mujeres Rurales de la subdirección de Dinamización del Medio Rural del MAPA, que presentaron los distintos tipos de apoyos y políticas específicas para las mujeres cooperativistas.

A nivel regional, María González se centró especialmente en la Estrategia del Emprendimiento de la Mujer en el Ámbito Agrario, que cuenta con una inyección de 50 millones de euros en ayudas para que 10.000 mujeres se incorporen al mercado laboral o mantengan su puesto de trabajo en la Comunidad. Este plan se articula en torno a 5 ejes: visibilidad, emprendimiento y liderazgo, empoderamiento, formación, y consolidacion e impulso. También anunció que las mujeres de la región podrán beneficiarse de las ayudas para la Titularidad Compartida, que servirán para dinamizar el medio rural.

Por su parte y desde el ámbito nacional, Isabel Gimeno, del MAPA, realizó una radiografía bastante detallada del sector y del medio rural, desde un punto de vista de género. Las cifras reflejan que existe una brecha de género en el mercado laboral que es mucho más acentuada en las zonas rurales que en las urbanas (14% frente al 9% es la diferencia en la tasa de empleo entre hombres y mujeres en uno y otro).

Respecto a la ley de Titularidad Compartida, señaló que las altas se han incrementado con mayor vigor en los últimos años, aunque la ley es de 2011. Actualmente existen 911 explotacines con Titularidad Compartida y 161 se han dado de alta en 2021, aunque habrá que seguir insistiendo, animando y difundiendo este instrumento, que "no cabe duda de que supone una obligación, pero también muchos derechos y acabar con una situación de invisibilidad", subrayó Isabel Gimeno.

Posteriormente, intervino Juana López Pagán, directora general de Políticas contra la Despoblación del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, quien señaló que "desde el principio tuvimos claro que todo nuestro trabajo para frenar la despoblación tenía que tener una perspectiva de género y desarrollar medidas concretas en el territorio". Además, destacó que dentro de dos semanas se harán públicas unas ayudas con varias convocatorias para proyectos locales innovadores, para entidades sin ánimo de lucro en el medio rural y para emprendimiento joven y de mujeres.

El segundo bloque de la jornada estuvo destinado más a generar y fomentar el debate y la participación entre las asistentes, con el intercambio de experiencias sobre las dificultades, retos y motivaciones que se están evidenciando en los últimos años a la hora de conseguir una mayor participación de las mujeres en los órganos directivos y Consejos Rectores de las cooperativas. Así, tuvo lugar una mesa redonda en la que participaron Isabel Mª Vicens Gelabert, presidenta de Agromallorca y Vocal de Cooperatives Agro-alimentàries Illes Balears; Lucía Ramírez de Orellano Román, secretaria de la Cooperativa El Progreso de Villarrubia de los Ojos (Ciudad Real) y vocal del Consejo Rector de Cooperativas Agro-
alimentarias Castilla-La Mancha; y Carmen López López, presidenta de la Cooperativa San Isidro Labrador de Huelma y vocal del Consejo Rector de Cooperativas Agro-alimentarias de Jaén.

Entre otros puntos, durante el intercambio de experiencias y opiniones, quedó claro que es importante animar a las mujeres a superar sus miedos e inseguridades; que es necesario que haya más mujeres en los órganos de decisión de las cooperativas, que aportan una manera diferente de trabajar, más colaborativa muchas veces según la experiencia de las participantes; el valor del trabajo en equipo y de contar con equipos diversificados en los que cada uno/a aporte su talento; además de más mujeres, es muy necesario que entre gente más joven a las cooperativas, que tenga menos miedo a los cambios; o poner en valor el trabajo de las cooperativas, que aportan mucho más a su entorno que lo meramente ligado a la actividad económica, etc. También tuvo protagonismo en el debate el análisis de leyes como la Ley de Cooperativas de Extremadura, que obliga a una proporción de mujeres en los Consejos Rectores equivalente a su porcentaje en la base social de socios.

La clausura de la jornada corrió a cargo de Noelia Aparicio Martínez, miembro de la Junta Directiva de AMCAE por Castilla y León; la presidenta Jerónima Bonafé Ramis y la directora general de la Mujer de Castilla y León, Ruth Pindado González.


Más fotos de la Jornada

Ponencias en "Documentos Relacionados", en esta misma página.